Skip to content

Argumentos originales para justificar la jornada continua

14 septiembre 2010

 

.

.

.

.

.

El supuesto aumento del rendimiento de los alumnos es el argumento principal para justificar la implantación de la jornada continua. Y aunque el profesorado asegura que existe una amplia literatura sobre el tema, lo cierto es que nunca presenta ningún estudio ni informe que corrobore sus afirmaciones.

A veces aparecen nuevos argumentos. El curso pasado, en el  proyecto de un centro de Madrid pudimos leer:

“Se favorece el servicio de limpieza y de mantenimiento del centro al disponer por las tardes de más zonas del colegio sin miembros de la comunidad educativa (alumnos, profesores…).”

“Comenzar las actividades extraescolares más descansados, sin que interfieran en el periodo lectivo.”

Dos argumentos tal vez originales, pero poco efectivos para mejorar el aprendizaje y los resultados escolares de los alumnos.

En un artículo publicado este fin de semana en Público, un representante de Enseñanza del sindicato CSI-CSIF en Madrid, argumenta:

“Se habla de que es muy duro para los alumnos de Infantil dar clases seguidas por la mañana, pero con la jornada partida se pierde mucho tiempo. Son niños de 3, 4 y 5 años a los que hay que quitar y poner el uniforme…” 

Este profesional reconoce que tener clases seguidas por la mañana “es muy duro” para unos niños de infantil…  en otras palabras: es muy duro para niños de infantil tener la jornada continua. Pero me llama la atención que su prioridad no sea el bienestar de los niños de infantil, sino evitar perder tiempo poniendo y quitando el uniforme a unos alumnos para quienes la escuela no es obligatoria.

Además, ¿me explica alguien la relación entre quitar y poner el uniforme a unos niños de 3, 4 y 5 años, y la mejora de la educación de los alumnos de primaria? Porque se supone que la jornada continua es una mejora pedagógica, es lo que pone en los proyectos que los docentes presentan a las familias y es lo que afirma el profesorado para convencerles de votar a favor del cambio de horario.

 Otro argumento de este profesional:

En esa comunidad 300 de los 700 colegios de Primaria cambiaron  la jornada a continuada. “Y ningún centro ha pedido volver a la partida.”

Lo cierto es que para pedir la vuelta a la partida, es necesaria la aprobación del consejo escolar donde el profesorado tiene mayoría. Y si la jornada continua es una reivindicación de los docentes para mejorar sus condiciones laborales, ¿cuántos de ellos apoyarán una propuesta para volver a la jornada partida y tener que trabajar de nuevo por las tardes? Por tanto, no es de extrañar que “ningún centro ha pedido volver a la partida”, simplemente, cuando la propuesta llega al consejo escolar, el profesorado se opone. Por este motivo, una vez implantada la jornada continua, aunque sea con carácter experimental, es imposible volver a la jornada partida.

 

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. 14 septiembre 2010 14:02

    Cuando una propuesta no cuenta con el apoyo de argumentos y razones que lo respalden los que lo proponen acaban, más tarde o más temprano buscándole los tres pies al gato.
    Lo peor no es eso, porque son estos los que se ponen en evidencia, sino que están convencidos de que los padres seguimos siendo de aquellos que cualquier propuesta del colegio la contestaban con un “… si lo dice el señor maestro…”.
    La sociedad se ha vuelto un poco más crítica. Y aún debería serlo más, y una crítica de, incluso, mejor calidad.
    Ni vale ni debe valer ni a nadie se le debe aceptar lo de “… lo digo porque yo entiendo y tu no…”.

  2. Antonio V. permalink
    15 septiembre 2010 18:16

    Para mi mayor rendimiento es hacer más de lo que hacían en jornada partida y en menos tiempo, entonces no se como se explica que con la jornada continua tengan más deberes los niños.

    También resulta gracioso que digan que ningún centro ha vuelto a jornada partida, es casi imposible, tendría que aprobarse en el Claustro el inicio del proceso (ya sería imposible) y después conseguir 2/3 en el Consejo Escolar donde los padres somos minoría.
    En los Centros donde se implanta un año de prueba, es tras varios años de presiones, de cambios de horarios y de castigos a los padres. Entonces cuando sale en la votación que si al año de prueba, la prueba se limita a tres o cuatro meses y ya todo el mundo dice que si por no volver a tener que soportar las presiones de los años anteriores.

    Por mi experiencia es un proceso antidemocrático y sin vuelta atrás.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s