Skip to content

Cuatro razones por las que los padres no deben elegir la jornada escolar de los alumnos

18 febrero 2011

En Aragón, las familias no deben decidir el horario escolar de los alumnos, ni el horario laboral del profesorado. La Administración considera la jornada partida más adecuada para la educación de los alumnos y ha establecido este modelo en las escuelas. Los centros no tienen autonomía para elegir otro. Y me parece muy acertado porque de esta manera se evitan enfrentamientos innecesarios que acaban dañando para siempre las relaciones entre las familias y las escuelas, y perjudicando a los niños y a su educación.

El Gobierno de Aragón separa claramente el horario escolar de los alumnos y el horario laboral del profesorado:

El Departamento de Educación rechazó ayer cualquier posibilidad de incluir a lo largo del curso un debate sobre la dotación de autonomía a los centros educativos para elegir jornada. De este modo, la Administración desestimó el ruego conjunto efectuado por los sindicatos con representación en la mesa sectorial en el que se solicitaba la posibilidad de abordar la regulación de la libertad de elección antes del final del presente ejercicio.

Así, la DGA vuelve a mostrarse tajante en su intención de mantener la actual configuración de la jornada escolar y de que el horario partido siga siendo el utilizado en Infantil y Primaria. Sí se dejó una puerta abierta, sin embargo, a la negociación de las condiciones laborales de los trabajadores, lo que se interpretaría como la disposición a conversar acerca de una posible flexibilización de horarios de los docentes, deseosos de caminar hacia la jornada continua.

En este sentido, el departamento volvió a mostrar su intención de separar la jornada educativa de los alumnos de las reivindicaciones laborales de los maestros. En el primer asunto no hay debate. En el segundo, sí.

Fuente: El Periódico de Aragón

Excepto en Aragón, la Comunidad Valenciana y Cataluña, en las demás comunidades autónomas, la Administración delega en las familias, la responsabilidad de decidir el horario laboral del profesorado: cuando los padres votan a favor o en contra de la jornada continua, en realidad están aprobando o denegando la jornada laboral continua  a los maestros de sus hijos. Por esta razón, cada curso escolar se producen tantos enfrentamientos en las escuelas: para convencer a los padres de votar a favor del cambio de horario, el profesorado hace creer a las familias que la jornada continua puede mejorar la educación de los niños y les presenta proyectos incompletos, que contienen falsedades,  información que no se puede contrastar, no  avisan de los inconvenientes de este modelo para los alumnos, ni de la postura de los expertos o de las Confederaciones y Federaciones de AMPAs que consideran la jornada partida más adecuada para la educación de los menores. Y mientras las familias creen estar hablando de un tema educativo, en realidad los docentes están defendiendo una mejora de sus condiciones laborales.

El conflicto puede llegar a ser muy grave: en el colegio de Socovos (Albacete), los docentes no dudaron en enfrentar a los padres de su comunidad educativa, en ofender por calumnias e injurias a los representantes de padres y presionarles para que cambiasen su voto en un Consejo Escolar y con ello aprobasen el inicio del proceso para implantar la jornada continua.

Además, uno de sus sindicatos apoyó la desafortunada actuación del profesorado de Socovos:

“… una parte del consejo escolar votó en contra de iniciar el proceso, «anulando el derecho a expresar la opinión con su voto de forma libre y democrática de todos los padres y madres del centro». De esta forma, este colegio el próximo curso volverá a tener jornada partida.”

Fuente:   La Tribuna de Albacete

En el CEIP Manuel Vásquez Montalbán de Leganés (Madrid), le profesorado facilitó información falsa a las familias y la dirección del centro negó a las familias, la utilización de un aula para poder debatir sobre la jornada continua.

Ahora en el colegio Duque de Alba de Almansa (Albacete) la directora se ha negado a difundir una nota informativa de su AMPA, así que la asociación de padres tuvo que recurrir a una televisión local.

Se me ocurren cuatro razones por las cuales los padres no deben decidir la jornada escolar de sus hijos: 

  • primero porque no son las personas indicadas para tomar una decisión tan importante que afecta directamente a la educación de los menores;
  • segundo, porque la prioridad debe ser la educación de los niños por encima de los intereses de los padres y de los intereses laborales de los docentes; lamentablemente, no existen razones educativas para implantar la jornada continua, pero sería un horario más cómodo para algunos padres que se ahorrarían dos desplazamientos al centro, y mejoraría considerablemente las condiciones laborales del profesorado; 
  • tercero, porque el proceso de cambio de jornada carece de las mínimas garantías democráticas: el profesorado es parte interesada y sin embargo, controla todo el proceso, desde la información que se puede o no se puede facilitar a las familias, hasta la custodia de los votos por adelantado y el recuento de los votos; en estas circunstancias, no existen garantías de que el horario elegido sea realmente el que prefiera la mayoría de la comunidad educativa;
  •  y cuarto, porque el proceso perjudica a los niños que se encuentran en medio de enfrentamientos por un tema laboral, a las relaciones entre las familias y las escuelas, y finalmente, a la imagen de todo un colectivo porque lamentablemente, en su afán por mejorar sus condiciones laborales, una parte del profesorado olvida por completo su ética profesional. 

Como siempre, dejo abierta la puerta al debate, y si algún lector opina que estoy equivocada, le invito a quitarme con argumentos, toda la sinrazón que mis comentarios puedan tener.

.

Post escrito por Cristina (Grupo Jornada Escolar)

——————————————–

Información relacionada:

Posts en este blog:

Artículos de prensa:

Anuncios
One Comment leave one →
  1. 20 septiembre 2011 13:12

    Mis hijos hacen jornada partida y estamos encantados. Ya no sólo por ellos a nosotros, los padres, nos es más fácil cuadrad el horario escolar con el laboral, vamos nosotros mismos a acompañarlos y a buscarlos, no abuelas/os o personal contratado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s